Desclasificación bibliográfica n°1

2018 2019

 

Performance e instalación, 2018-2019
17 libros perforados, taladro y mesa

Performance consistente en la perforación de 17 libros clásicos o relevantes para la construcción de la subjetividad y episteme moderna occidental. Tras la performance los libros permanecieron expuestos en la misma disposición durante toda la exposición «Todos los tonos de la rabia», curada por Carolina Bustamante Gutiérrez y Francisco Godoy Vega, en el MUSAC.

La bibliografía seleccionada en esta versión de desclasificación bibliográfica fue la siguiente:

1 – Dr. Heinr. Hoffmann, “Der Struwwelpeter”. S/f. Pestalozzi Verlag, Alemania.

Libro del siglo XIX que han leído todos los niños y niñas en Alemania. Son historias aleccionadoras que castigan los vicios o malos comportamientos infantiles a través de castigos.

2 – Hergé, “Las aventuras de Tintin: Tintin en el Congo”. 1987 [primera edición en París, 1947]. Editorial Juventud, Barcelona

Texto racista que hace apología al colonialismo. Incluso algunas partes han ido siendo eliminadas en ediciones posteriores. TinTin, maneja la tecnología y fácilmente engaña y controla a las personas habitantes del Congo.

3 – Departamento de estudios pedagógicos de ediciones SM-Chile (conforme al marco curricular vigente del Ministerio de Educación de Chile), “Ciencias Sociales 8 – Proyecto CreaMundos para 8° básico. 2009. Ediciones SM, Chile

Programas del ministerio de educación chileno, que podrían ser de cualquier otro país de américa latina/abya yala, para jóvenes de 13-14 años. En el libro se abordan contenidos que refieren 100% a la historia europea, con excepción de la unidad 3 que aborda la expansión europea en América.

4 – Jean-Jacques Rousseau, “Emilio o de la educación”. 1973 [1958, editions Sociales, París]. Editorial Fontanella, Barcelona

Este libro ha sido usado como inspiración de los sistemas educativos actuales. En él declara que lo que diferencia a un humano de un animal es la educación. Explica claramente que la mujer debe ser «pasiva y débil» porque «pone poca resistencia» y porque están «hechas especialmente para complacer al hombre». Otra cita: «La educación de las mujeres debe estar en relación con la de los hombres. Agradarles, serles útiles, hacerse amar y honrar por ellos, educarlos cuando niños, cuidarlos cuando mayores, aconsejarlos, consolarlos, hacerles grata y suave la vida son las obligaciones de las mujeres en todos los tiempos, y esto es lo que, desde su niñez, se les debe enseñar”. El último capítulo está dedicado a una mujer (porque el resto es para un varón), y en él se explica incluso que forzar a tener sexo a una mujer no es sino un acto de amor: “el más libre y suave de todos los actos no admite violencia real”

5 – Rudyard Kipling, “El libro de la selva. Aventuras de Mowgli”. 1973. Editorial Gustavo Gili, Barcelona

A Kipling le han llegado a llamar “el profeta del colonialismo”. Este libro es una representación del colonialismo británico, que para el autor era un proyecto civilizatorio. Kipling escribirá para la Reina Victoria su poema «The White Man’s Burden» (‘La carga del hombre blanco’), en el que saca toda su arsenal imperialista para animar a los Estados Unidos a que colonicen y civilicen a los salvajes habitantes de las Filipinas.

6 – Louis Ferdinand Céline, “Viaje al fin de la noche”. 1983 [Editions Gallimard, París]. Editorial Seix-Barral, Barcelona

Este escritor, es profundamente racista, filonazi y misógino. En este libro aborda su experiencia y visión en las colonias francesas en África, y muchas personas dicen que a pesar de su contenido el libro está escrito con una prosa maravillosa. Esta cosa de dividir y diferencias forma y contenido…

7 – La biblia. 2005. Associació Bíblica de Catalunya, Editorial Claret, Barcelona

Es el libro más publicado y leído del mundo que ha sido usado como herramienta colonial, como justificación del exterminio y la represión.

8 – Aristóteles, “La Política”. 1981. Los libros de Plon, Castellón

Aristóteles ha pasado también a la posteridad como uno de los defensores de la esclavitud. Aristóteles lo afirma así expresamente de los cuerpos: «la naturaleza quiere incluso hacer diferentes los cuerpos de los libres y los de los esclavos: unos fuertes para los trabajos necesarios; otros erguidos e inútiles para tales menesteres, pero útiles para la vida política». Su división entre libres y esclavos, va a servir para marcar la distinción entre ser y no ser. Contiene citas como: «La ciudad más perfecta no hará ciudadano al trabajador. En el caso de que éste también será ciudadano, la virtud del ciudadano de la que antes hablábamos no habrá de aplicarse a todos, ni siquiera solamente al libre, sino a los que estén exentos de trabajos necesarios». En el libro de la Política, indicará que los bárbaros no tienen el elemento gobernante por naturaleza, cosa indispensable para la vida familiar —consistente habitualmente en una pequeña explotación agraria— donde no es posible pagar sueldos y deben usarse esclavos que pasan a formar parte de la familia. Así nos dice Aristóteles: «Las partes de administración doméstica corresponde en aquellas de costa a su vez la casa, y la casa perfecta la integran esclavos y libres». La existencia de hombres destinados naturalmente a mandar y otros a obedecer. Para Aristóteles, «es necesario admitir que unos son esclavos en todas partes y otros no lo son en ninguna».

9 – René Descartes, “Discurso del método”, 1981. Editorial Bruguera, Barcelona

Su famosa frase “pienso, luego existo”, parte de este libro, da cuenta de la fascinación por la verdad científica que terminan marcando diferencias binarias entre racionalidad y salvajismo.

10 – Sigmund Freud, “Obras completas. Primeras publicaciones psicoanalíticas (1893-1899). 1976. Amorrortu editores, Buenos Aires

El psicoanalisis ha sido una de las más importantes teorías occidentales para patologizar y tratar el terreno de lo subjetivo universalmente, y además para reforzar los binarismo de género.

11 – Louis Althusser, “Ideología y aparatos ideológicos de estado”. 1971. La oveja negra, Medellín

Femicida, que estranguló a su mujer. Una vez preso lo visitaron ilustres padres del pensamiento como Derridá y Foucault. Aún siendo femicida y habiendo buscado justificar su asesinato a través de desórdenes mentales es un referente absoluto de la izquierda occidental.

12 – Charles R. Darwin, “Viaje de un naturalista”. 1972. Salvat ediciones y Alianza Editorial, Tafalla

En este libro se retrata la expedición que hizo Darwin a Tierra del Fuego, en la Patagonia, en el Beagle junto a Fitz Roy que llevaba de vuelta a los 3 selknam que había secuestrado (entre ellos a Jemmy Button, que había sido cambiado por un botón). En sus relatos compara a las poblaciones locales con orangutanes del zóológico, las describe como salvajes y no se explica su sobrevivencia austral. Sus diarios son de 1833 y apenas 20 años más tarde se produce el genocidio selknam en la patagonia por parte de los ingleses que querían el oro de esas tierras e implementar la industria ganadera.

13 – Adolf Hitler, “Raza y destino”. 2006. Editorial Daniel Vergara, Editorial Millalonco, Santiago de Chile

Por naturalizar el nacionalismo dando legitimidad biológica a la construcción y defensa de un estado nación.

14 – G. W. F. Hegel, “La razón en la historia”. 1972. Seminarios y Ediciones, Madrid

Este libro, que se considera la primera parte de “lecciones sobre la filosofía de la historia”. Hegel es un autor eurocéntrico, en este libro consigna que los habitantes del continente latinoamericano no pueden participar de algo así como una igualdad cívica dada sus condiciones naturales de inferioridad. Hegel plantea la imposibilidad del desarrollo “espiritual” de los habitantes indígenas de América Latina. Para Hegel, el “nuevo mundo” carece de historia, y de desarrollo de espíritu.

15 – Lawrence E. Harrison, “El subdesarrollo está en la mente. El caso latinoamericano”. 1987 [1985, Harvard University, Massachusetts]. Editorial Playor, Madrid.

Siguiendo la línea hegeliana, e inspirado en sus múltiples experiencias en américa latina en la agencia de los EEU para el desarrollo internacional, este autor no se considera racista porque dice que el racismo implica una relación de superioridad/inferioridad genética, mientras que él analiza esta relación como un “estado mental”.

16 – Hernán Cortés, “Cartas de la conquista de México”. 1985. Sarpe, Madrid

En estas cartas se lee Abya Yala según los imaginarios bélicos europeos, es decir que además de registrarse la práctica conquistadora de españa, también se ve la construcción de la otredad, principalmente de mesoamérica. Estas escrituras se han interpretado como “documentales”, aunque solo sean la expresión de la visión colonial impuesta por los conquistadores.

La tortura y ejecución de Cuauhtémoc y otras barbaridades de esa índole, su condición de violento macho alfa (con sospechas de haber estrangulado incluso a una de sus esposas) y su obsesión por la gloria y la riqueza.

17 – Cristóbal Colón, “Diario. Relaciones de viajes”.1985. Sarpe, Madrid

Para muchas de nosotras Colón representa el inicio del más grande genocidio de la historia.

 

Exposición colectivaPerformance